Porqué fracasan las terapias?

Uno de los problemas que más me encuentro en mi trabajo como clínica es el cansancio y la urgencia. Ambos son grandes precursores de la rendición en terapia, así que son mi principal enemigo pero sobretodo el tuyo¡

 

Qué sucede? Sucede que vivimos en los tiempos de la inmediatez. Estamos tan acostumbrados a tener lo que queremos y tenerlo YA¡ que estamos perdiendo el maravilloso ejercicio de la paciencia y el esfuerzo (lástima, eso daba casi todo el valor a las cosas…).

 

También cuando hablamos de terapia, el cliente quiere resultados y los quiere para ayer¡, y a ser posible con el mínimo esfuerzo posible, como si el bienestar pudiera venderse en pastillas o botones mágicos. Que ojala, te aseguro que si existiese esa píldora, alguien ya la estaría vendiendo, a precio de oro, seguro, pero quién no compraría la pastilla de la FELICIDAD automática si esta estuviera a la venta, costara lo que costara?

Pero no existe, lamentablemente, así que queramos o no, ser felices, es una cuestión de esfuerzo. El tuyo, sobretodo, porque yo puedo guiarte y lo haré, pero si no haces tú el trabajo, nada va a suceder. Y aunque no lo sepas, esto es lo mejor que te podría pasar, porque las cosas que nada cuestan, nada valen…

Ahí llego yo con mis técnicas, trucos y consejos infalibles para ti. Esas herramientas que garantizan los buenos resultados si vences el esfuerzo inicial y te habitúas a usarlas. Formas de funcionar mentalmente que transformadas en hábitos estables ponen en tu mano la llave de la vida que deseas; aquella en la que las circunstancias difíciles de transforman en oportunidades reales, donde los buenos momentos son exprimidos al máximo y donde el miedo hace su función sin dificultarnos la vida más de lo necesario.

El problema es que los cambios no se dan de un día para otro, la magia sucede en un proceso que vas viendo día a día pero que exige trabajo también diario. Sucede poco a poco, paso a paso, porque las cosas hechas rápidas y con prisas desaparecen también con la misma celeridad. Como las dietas milagro, que si pierdes 15 kilos en 3 meses, recuperas 30 en 2…y eso no te interesa… verdad?

Si se tratara de abdominales, te lo tomarías con calma, harías tus ejercicios diarios disciplinadamente e irías disfrutando de los resultados así como fueran llegando. Pero nadie esperaría verse la tableta en 4 días¡¡ Más bien, empiezas ya concienciado de que esa figura que deseas te llevará trabajo y tiempo convirtiendo el proceso en un motivo de disfrute en sí mismo. Pero cuando se trata de cambios en hábitos mentales, nos rendimos demasiado pronto o creemos que si no lo consigo a la primera es que no funciona, no puedo, no soy capaz, o soy un caso perdido..

Pero NO ES ASÍ, es sólo cuestión de seguir, porque el que no se rinde, siempre llega¡

 

Da igual la edad que tengas o el momento de tu vida en el que te enfrentes al cambio, en cualquiera de los casos el tiempo viene jugando en contra, siempre habrá que modificar un hábito que lleva instalado en tu vida más tiempo del que quisiéramos, así que no podemos (ni queremos…) instalar un hábito nuevo de golpe y porrazo. Se puede y lo haremos, pero cada cosa a su tiempo para que sus efectos ahora sí, sean definitivos.

 

Si descubres que un ejercicio que cambiará la forma en que piensas requiere entrenarte mucho, es que merece la pena. Y si descubres por el camino que concentrarte es difícil, que tienes que hacerlo una y otra vez hasta que suceda sin darte cuenta, no desesperes, las abdominales también cuestan, pero merecen la pena el esfuerzo, verdad?.

Sigue adelante, el fracaso es una lección que necesitas vivir, sigue adelante y vuelve a intentarlo, hazlo otra vez, repítete la orden todas las veces que sean necesarias, porque a cambio de ese esfuerzo está tu bienestar¡ No te rindas porque vas a descubrir que igual que te va a sorprender el esfuerzo, te sorprenderá lo pronto que va a suceder que ya te habituaste y ya no cuesta tanto trabajo…. Y descubrirás que fue un rico esfuerzo, sólo no te rindas…levántate otra vez y vuelve al ataque, tu vida está al otro lado.

Y como siempre para muestra mi botón. Hace bastante tiempo que vengo diciendo que el formato vídeo es mi futuro, y sigo pensando lo mismo… y vuelvo a comprometerme a enviaros en un futuro próximo vídeos con consejos y reflexiones de mucho valor, directamente a tu mail por estar suscrito a esta web…

 

 

 

Pero llevo mucho tiempo intentándolo, y aunque aún no lo he conseguido nunca he dejado de intentarlo, y aquí tienes la prueba, sólo que cuando las tomas falsas son mejores que el vídeo, es que ese no es el vídeo que debes hacer público. Con esta pequeña muestra, voy a demostrarte que todos estos “fracasos” no son más que la prueba de cada vez que lo intenté y fracasé, pero sigo adelante y no me rindo, y al final, lo conseguiré¡

 

Por cierto, me darías la vida si me dejaras en los comentarios un tema sobre el que te gustaría que hablara..piénsalo, si tuvieras un psicólogo GRATIS al que preguntarle cualquier cosa que te preocupe, qué querrías saber???

 

Te gustó lo que leíste? Te gustó lo que viste? Suscríbete y COMPARTE¡

TODOS MERECEN SER FELICES, TODOS MERECEN CONOCER EL SECRETO